DERECHO PENAL PARA EL AMIGO

DERECHO PENAL PARA EL AMIGO
ALBERTO POVEDA PERDOMO

Tuesday, October 20, 2015

Obstruir la justicia


Aníbal Charry González
Esa es la estrategia pérfida y defraudadora de la justicia a la que acuden reos y defensores buscando impunidad por vencimiento de términos, frente a un Estado pusilánime y expectante, que no obstante tener tipificado como delito este crimen, que yo sepa no se le ha aplicado a nadie en este país de  defraudadores de la justicia, especialmente de procesados por graves crímenes contra la sociedad.
 Tales son los casos de la exsenadora Piedad Zuccardi protegida del procurador Ordóñez y procesada por parapolítica, a la que no se le ha podido iniciar juicio en la Corte Suprema porque ha sido aplazado en siete oportunidades, en una logística  avalada por la Procuraduría -que impone su urgente retiro del Sistema Penal Acusatorio-, que afirma insólitamente que designarle un defensor de oficio por las marrullerías de  su defensor privado para que no haya juicio es una vulneración del debido proceso de la Zuccardi. ¿No debería el delegado de la Procuraduría en lugar de estar patrocinando el fraude a la Justicia, estar de su lado como representante de la sociedad para que sea pronta y cumplida?
El otro caso de resonancia mundial como auténtica vergüenza de la justicia en Colombia es el del mayor delincuente de cuello blanco de que tengamos memoria en este país de miríadas de asaltantes del tesoro público, como lo es el exalcalde de Bogotá Samuel Moreno, que en cuatro años no ha podido ser enjuiciado por las tracalerías suyas y de su defensor que lo tienen al borde de la libertad por vencimiento de términos, cuando en cualquier otro país que respete los caros intereses de la sociedad, ya estaría  condenado por la comisión de sus megafechorías.
Por fortuna en una decisión judicial sin antecedentes  proferida por el Tribunal Superior de Bogotá con ponencia del destacado magistrado huilense Alberto Poveda Perdomo, integérrimo jurista comprometido verdaderamente con la causa de la justicia, ordenó como correspondía investigar por obstrucción de la justicia al procesado Moreno y a su defensor por estar sistemáticamente acudiendo a trapazas procesales para impedir que se imparta justicia y quede en la impunidad uno de los más grandes latrocinios que se hayan podido cometer contra el erario en Colombia.
El delito de obstrucción a la justicia, es uno de los más graves crímenes que se puedan cometer contra una sociedad, que es sancionado con penas severas que no tienen excarcelación como en los Estados Unidos, y que en nuestro país estábamos en mora de aplicar con todo rigor para mandarle un mensaje claro a la delincuencia de que con la justicia no se puede jugar impunemente como lo venían haciendo Moreno y su defensor para impedir que se administre, así como lo ha hecho con valor y presteza el Tribunal de Bogotá enalteciendo a nuestra descreída justicia, precisamente por no tomar decisiones  aleccionantes como ésta que nos permiten volver a creer en ella sobre todo cuando se trata de procesar a nuestros más peligrosos delincuentes, que son los de cuello blanco.

Por: Aníbal Charry González



PUBLICADO EN:

http://www.diariodelhuila.com/opinion/obstruir-la-justicia-cdgint20151018141727167 (2015-10-18)